El nuevo menú de inicio de Windows 8 es sin duda alguna uno de los cambios más drásticos de este nuevo sistema operativo. Windows 8 permite cambiar el color de fondo o el enfasis de este nuevo menú para adaptarlo a los gustos de cada uno. No obstante, es posible que no desees que se puedan modificar estos parámetros. Pues bien, Microsoft ha implementado una nuevo GPO que impide que se puedan llevar a cabo estas modificaciones. 

 

pantallainicio

Mediante políticas de grupo.

Este método solo lo podremos llevar a cabo si disponemos de la versión “Professional” o superior de Windows 8, para iniciar esta herramienta deberemos teclear "gpedit.msc”  y a continuación presionar la tecla Intro. La rama que buscamos está ubicada en:

Configuración de Equipo > Plantillas Administrativas > Panel de Control > Personalización.

En el panel de la derecha buscaremos la política.

Evitar el cambio del fondo del menú de inicio.

Si habilitamos esta política no se podrán modificar ni el color de fondo ni el enfasis del menú de inicio y viceversa si lo dejamos deshabilitado o sin configurar.

Mediante el registro de Windows.

Este método es válido para cualquier versión de Windows 8. Para iniciar el registro de Windows debemos teclear regedit   y a continuación presionar la tecla tecla intro. Se iniciara el editor del registro de Windows.

Deberemos navegar hasta la rama.

HKEY_LOCAL_MACHINE\SOFTWARE\Policies\Microsoft\Windows\Personalization 

Deberemos crear las carpetas correspondientes si estas no existiesen.

En el panel de la derecha deberemos crear un nuevo valor DWORD (edición /nuevo), al que denominaremos NoChangingStartMenuBackground y al que daremos valor 1 (uno) si deseamos habilitar la política y valor 0 (cero) o eliminar dicha clave si lo que deseamos es deshabilitarla.

Si no deseas modificar el registro puedes descargarte desde nuestro repositorio el archivo  NochangingStartMenuBackgroundque hará los cambio en el sistema por vosotros de forma automática con tan solo hacer doble clic sobre el archivo descargado.